Author

Cecreda

Browsing

En el Campus de la Universidad de San Pablo-T se realizó la primera edición de “Tucumán Potencia 2021”. Se trata de una cita organizada por el Ecosistema Emprendedor del Consejo Económico y Social de la USP-T. Más de 300 emprendedores se reunieron de manera presencial, en el marco de la semana mundial de los emprendedores, una iniciativa global que tiene como finalidad difundir el espíritu emprendedor e inspirar a los jóvenes a convertir sus ideas en realidad.

Los emprendedores que participaron en esta oportunidad fueron: Manuel Paz (Papas de Tafí), Raúl García (La picada de los García), Julián García Molina (Gin 7 Espiritus), Luz Santos Bollea (Terri Citrus), María José Rocchia (Ancestral), Juan Blas López (Molinos José Lopez), entre otros. Los paneles fueron Moderados por Maximiliano Luna, Vicepresidente Mipymes del Consejo Social de Tucumán

La apertura contó con la presencia de la Presidente del Consejo Social de Tucuman, Catalina Lonac, el presidente de la CONFEDERACIÓN FEDERAL PYME ARGENTINA, Mauro González y el Gerente General del INSTITUTO DE DESARROLLO PRODUCTIVO DE TUCUMAN, Roberto Martínez.

En el Campus de la Universidad de San Pablo-T se realizó la primera edición de “Tucumán Potencia 2021”. Se trata de una cita organizada por el Ecosistema Emprendedor del Consejo Económico y Social de la USP-T. Más de 300 emprendedores se reunieron de manera presencial, en el marco de la semana mundial de los emprendedores, una iniciativa global que tiene como finalidad difundir el espíritu emprendedor e inspirar a los jóvenes a convertir sus ideas en realidad.

Los emprendedores que participaron en esta oportunidad fueron: Manuel Paz (Papas de Tafí), Raúl García (La picada de los García), Julián García Molina (Gin 7 Espiritus), Luz Santos Bollea (Terri Citrus), María José Rocchia (Ancestral), Juan Blas López (Molinos José Lopez), entre otros. Los paneles fueron Moderados por Maximiliano Luna, Vicepresidente Mipymes del Consejo Social de Tucumán

La apertura contó con la presencia de la Presidente del Consejo Social de Tucuman, Catalina Lonac, el presidente de la CONFEDERACIÓN FEDERAL PYME ARGENTINA, Mauro González y el Gerente General del INSTITUTO DE DESARROLLO PRODUCTIVO DE TUCUMAN, Roberto Martínez.

En la Asamblea realizada el 27 de octubre de este año, en la Casa de la Cultura de la ciudad de Villa Mercedes, San Luis, se firmó el Acta Constitutiva con la finalidad de construir agendas y proyectos de fortalecimiento para todo el entramado productivo pyme, como así también diseñar y ejecutar acciones bajo los lineamientos estratégicos consensuados por cada región del país que potencien al fortalecimiento institucional en la gremial empresarial.

Las pymes constituyen un componente fundamental del entramado productivo en el país: representan alrededor de 90% del total de empresas y dan empleo a cerca de 75% del total de trabajadores. Es por ello que la conformación de esta nueva CONFEDERACIÓN FEDERAL PYME ARGENTINA, articulará la UNIDAD entre todas las entidades gremiales empresarias para potenciar su representatividad.

El Consejo Directivo Federal se constituyó de la siguiente manera:

PRESIDENTE:

 MAURO GONZÁLEZ

CENTRO ESTRATÉGICO PARA EL CRECIMIENTO Y DESARROLLO ARGENTINO (CECREDA)

VICEPRESIDENTE 1:  

ADRIÁN PALACIOS

UNION KIOSQUEROS DE LA REPÚBLICA ARGENTINA (UKRA)

VICEPRESIDENTE 2:

SILVIA MARTÍNEZ

CÁMARA DE LA INDUSTRIA NAVAL ARGENTINA (CINA)

VICEPRESIDENTE 3:

 JOSÉ LUIS BUNTER

CÁMARA DE COMERCIO E INDUSTRIA DE CIPOLLETTI (C.I.C.C )

VICEPRESIDENCIA COMERCIO: 

 ADRIAN ALIN

CÁMARA EMPRESARIA DE COMERCIO, INDUSTRIA, TURISMO Y SERVICIOS DE MENDOZA (CECITYS)

VICEPRESIDENCIA INDUSTRIA:

SANDRA NICOLÁS

ASOCIACIÓN DE FABRICANTES DE PORCELANA, LOZA Y AFINES DE LA REPÚBLICA ARGENTINA (AFAPOLA)

VICEPRESIDENCIA ECONOMÍAS REGIONALES:

 JUAN JOSÉ RAMOS

ASOCIACIÓN DE VIÑATEROS INDEPENDIENTES DE SAN JUAN (AVISJ)

VICEPRESIDENCIA SERVICIOS:

ENRIQUE ZANIN

FEDERACIÓN ECONÓMICA DE FORMOSA (FEF)

VICEPRESIDENCIA MUJERES EMPRESARIAS:

MARICEL BENÍTEZ DE OGNIO

CÁMARA DE MUJERES EMPRESARIAS, PROFESIONALES Y EMPRENDEDORAS DE CORRIENTES (CEDEMEC)

VICEPRESIDENCIA JÓVENES EMPRESARIOS:

LAUTARO BRAUN

ASOCIACIÓN JÓVENES EMPRESARIOS CORRIENTES (AJEC)

SECRETARIO GENERAL:

DANIEL REFFATTI

UNIÓN DE ENTIDADES PYME DE ENTRE RÍOS (UEPER)

PROSECRETARIO GENERAL:

HORACIO MANASSI

ASOCIACIÓN DE PEQUEÑOS Y MEDIANOS EMPRESARIOS CHAQUEÑOS (APYMECH)   

TESORERO:

DARIO SÁNCHEZ

CÁMARA DE COMERCIO E INDUSTRIA DE VILLA MERCEDES SAN LUIS (CCIVM)

PROTESORERO:

NELSON QUINTEROS

CENTRO COMERCIAL VICTORIA (CECOM VICTORIA)

SECRETARÍA INFRAESTRUCTURA  PYME:

EDUARDO BOGADO

CÁMARA DE LA INDUSTRIA, CONSTRUCCIÓN E INFRAESTRUCTURA DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES (CICIPBA)

SECRETARÍA ASUNTOS MARÍTIMOS:

PALOMA LOEWENTHAL

CÁMARA DE ARMADORES DE BUQUES DE BANDERA ARGENTINA (CARBA)

SECRETARÍA DE COMUNICACIÓN:

 FERNANDO ECHEVARRÍA

CORPORACIÓN EMPRESARIA DE BUENOS AIRES (COEMBA)

SECRETARÍA DE COMERCIO EXTERIOR:

LEONARDO MARCILIO

CÁMARA DE COMERCIO ARGENTINO PARAGUAYA (CCARPA)

SECRETARÍA DE TECNOLOGÍA Y HERRAMIENTAS DIGITALES:

 MARIEL MAZZA

CENTRO COMERCIAL, INDUSTRIAL Y PROFESIONAL DE JUAN MARÍA GUTIÉRREZ (CCIyP)

SECRETARÍA DE GÉNERO Y DIVERSIDAD:

SANDRA UCELAY

CENTRO REGIONAL EMPRESARIOS JUANA KOSLAY (CREJK)

SECRETARÍA DE CAPACITACIÓN:

MAXIMILIANO LUNA

CÁMARA DE FABRICANTES Y PROVEEDORES DE EQUIPOS ELECTRÓNICOS Y AFINES DE TUCUMAN (CAFPEE)

SECRETARÍA DEL COMERCIO AUTOMOTOR Y AFINES:

ANÍBAL GAGGION

CÁMARA DE COMERCIO AUTOMOTOR DE ENTRE RÍOS (CCAER)

SECRETARÍA DE MINERÍA:

TERESA CRISTALDO

FEDERACIÓN EMPRESARIA DE MUJERES ARGENTINAS (FEMAP)

REVISOR DE CUENTAS TITULAR:

MAURO SOSA

CENTRO DE VIÑATEROS Y BODEGUEROS DEL ESTE (CVBE)

REVISOR DE CUENTAS SUPLENTE:

RUBÉN BLANES

ASOCIACIÓN DE VIÑATEROS DE MENDOZA (AVM)

El viernes 15 de octubre, en la ciudad de Paraná, se firmó junto al Ministro de Desarrollo Social de la Nación, Juan Zabaleta y el Gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, convenios para la implementación del programa Potenciar Oficios en la provincia; a través del cual cámaras empresarias entrerrianas del FRENTE FEDERAL PYME emplearán a trabajadores de la economía popular que percibirán un ingreso equivalente al salario mínimo.

El Ministro Juan Zavaleta indicó que » hay proyectos para firmar los convenios de Potenciar Oficio, vamos a seguir ampliando esto que tiene que ver con trabajadoras y trabajadores de la economía popular que avanzan a partir de cooperativas, en lo que es el trabajo”.

Además Contó y agradeció a las entidades y a la provincia de Entre Ríos porque «aquí se llevó a cabo el primer convenio con productores rurales de compatibilización de plan Potenciar Trabajo en empleo genuino en el rubro cosecha en el sector rural, y esto está funcionando”. “Hombres y mujeres beneficiarios del plan Potenciar Trabajo que como salario de base van al salario de convenio en el caso de la cosecha”, apuntó.

De esta manera junto a los ministros nacionales de Desarrollo Social, Juan Zabaleta; y de Turismo y Deportes, Matías Lammens, destacamos a Entre Ríos como la primera provincia en gestionar la transformación de planes sociales en empleo genuino, un anhelo necesario para la inclusión y reactivación económica de todas las pymes en cada rincón de nuestro país.

Participaron de la firma, Daniel Reffatti por la Unión de Entidades Empresarias Pymes de Entre Ríos (UEPER), Fabio Iribarren del Centro Comercial e industrial y la Producción de Colón (CECOM), Vanina Grinovero del Centro Regional Empresario de Cerrito (CRECER), Anibal Gaggion de la Cámara de Comercio Automotor de Entre Rios y Mauro Gonzalez del Centro Estratégico para el Crecimiento y Desarrollo Argentino (CECREDA) entre otros

Apuntalar un verdadero Federalismo Pyme requiere de la articulación entre todos los sectores.Es momento de cambiar la lógica de ocupación territorial hacia una matriz productiva federal acorde a los desafíos que plantea la realidad post pandémica. El mundo quizás ya no se trate de la universalización globalista y esté dando paso a modos de organización en menor escala. A sustituir las formas de concentración poblacional por esquemas de distribución demográfica capaces de reconectar a los individuos con sus lugares de orígen.

Quizás por esto se revitalice la necesidad de un país federal en materia productiva e integradora. Pero el FEDERALISMO no debe ser un simple ideal ni mucho menos un relato. El FEDERALISMO se construye brindándole la posibilidad a cada Pyme de desarrollarse en el lugar del país que elijan producir, y para ello se deben generar políticas públicas que promuevan su crecimiento y sostenibilidad, estimulando y orientando los recursos naturales, humanos y  tecnológicos.

Históricamente cada asentamiento industrial se construyó sobre la base de las posibilidades estructurales que cada zona ofrece. Si hasta la Ciudad de Buenos Aires pareciera estar diseñada por las necesidades de optimización de la actividad portuaria. Y esto es porque la actividad productiva es la encargada de regular y ordenar la vida en las sociedades modernas. En otras palabras, las posibilidades que tenga una comunidad estarán supeditadas a la escala de su entramado productivo.

Debemos crear el marco necesario de incentivo y fomento para poder construir una matriz productiva federal que atienda a los requerimientos de cada región y sepa obtener de ellas los mejores resultados. Es menester crecer a otra escala, de otra forma. Para ello, todos los Estados deben delinear políticas públicas que multipliquen las posibilidades de crecimiento pyme en todo el territorio nacional. 

La coordinación entre la Nación, las provincias y los municipios en pos de mejorar un escenario propicio para que las pymes evolucionen en este proceso es el primer paso, mientras  los empresarios  tenemos la obligación y el compromiso de organizar el entramado productivo en cada territorio, invirtiendo y generando nuevos puestos de trabajo.

La creación de empresas generará nuevos mercados. Nuevos mercados que atraigan inversiones. Inversiones que desarrollen localmente comercios y servicios capaces de satisfacer necesidades y aspiraciones tan heterogéneas como universales. Promoviendo así una genuina movilidad social ascendente anclada en la producción nacional y en el desarrollo de la economías regionales en todo el territorio argentino.

La reestructuración de la producción nacional para generar una industria más integrada, el desarrollo tecnológico necesario para poder competir internacionalmente y sustituir importaciones y la atracción de capitales para poder aumentar las capacidades productivas nacionales y nuestras reservas de divisas, son los desafíos que tenemos como sociedad para que el FEDERALISMO PYME deje de ser una utopía y se convierta en un proyecto de país que trascienden los diferentes gobiernos. 

Es imposible pensar prospectivamente un desarrollo nacional sobre la base de inestabilidad como la que genera el fenómeno inflacionario en nuestro país. Esto lo sabemos todos, no es ninguna novedad. Cómo tampoco resulta novedoso escuchar en todas las discusiones el carácter multicausal de dicho fenómeno. Aunque esa multicausalidad nunca se presenta de una manera relacionada ni jerarquizada y simplemente se recupera como un mantra para habilitar presunciones ideológicas.

La multicausalidad alberga distintas verdades, pero la realidad indica que – más allá de la compleja maquinaria macroeconómica – cuando damos vuelta los productos que colman las góndolas, no existen más de 2 o 3 jugadores definiendo las reglas de juego. No solamente capaces de acaparar los más diversos rubros sino también a los diferentes segmentos de mercado bajo el nombre de un sin fin de marcas. La concentración económica es una causa determinante del fenómeno inflacionario.

Pensemos el problema desde el abuso perpetrado por los productores ganaderos: capitales concentrados explotan los recursos nacionales en un marco de altísima rentabilidad respecto del mundo por las capacidades productivas de nuestro suelo. Vuelcan la producción al mercado internacional para maximizar sus ganancias ignorando las necesidades del mercado interno. Capaces, inclusive, de comprometer la alimentación de los argentinos.

La normalización de estos comportamientos depredadores también es parte de la herencia que dejó el ultimo gobierno neoliberal. Una herencia cultural. Un sentido común hipócrita que habla de igualdad de posibilidades en un mundo de plena competencia mientras aplasta 25 mil pequeñas y medianas empresas durante un mandato. Si efectivamente vamos a dar vuelta la página de aquel terrible episodio de nuestra historia productiva para escribir uno nuevo, que sean entonces los empresarios PYME los actores principales.

La riqueza que produce nuestro país solo será tal si se reinvierte en el país. De lo contrario pasará a engrosar balances en el exterior. Por eso es tan importante producir con empresas nacionales. Por eso es menester que cada vez haya más empresarios y empresarias nacionales apostando a un desarrollo capitalista soberano e inclusivo que construya una realidad diferente. Ambiciosos y dispuestos a perder, también, en un juego con reglas claras. Con un Estado que arbitre correctamente y un público que se sienta representado.

A la inflación solo podremos enfrentarla con más producción nacional, democratizando las tecnologías industriales y permitiendo la entrada de nuestra oferta en una escala que repercuta significativamente en la economía real de los argentinos y argentinas. Una política industrial que permita el acceso a créditos blandos para la ampliación productiva y en consecuencia a la generación de más puestos de trabajo.

Ahora es el momento de producción nacional de bienes y servicios para llegar a más consumidores y en particular ampliar la oferta de alimentos en más empresas pymes. Para generar más puestos de trabajo, robustecer el mercado interno e inaugurar un nuevo ciclo virtuoso que nos permita avanzar hacia un camino de desarrollo inclusivo y soberano.

 En definitiva, ahora es el momento de las PYMEs.

Mauro Gonzalez

Empresario Pyme Textil

Presidente 

Centro Estratégico para el Crecimiento Y Desarrollo Argentino 

CECREDA

Recientemente se cumplió otro aniversario de “la 125”, una disposición que buscaba regular el aporte que se hacía al Estado, en la cosecha de la soja , y sobre la cual pesaron muchas tensiones tanto del oficialismo como de la oposición. Tal vez, y mirándolo a la distancia, ese enfrentamiento tanto de un lado, como del otro, pone al desnudo algunos errores tácticos que no deben volver a ocurrir.

Resulta difícil convivir en esta época en la que la degradación ética y política ha llegado a extremos impensables. Un tiempo en que los liderazgos se caracterizan por su baja densidad política, con falta de ideales e identidad, motivo por el cual los referentes son personajes mediáticos por momentos vergonzantes.